Aprovecha las rebajas de Enero

Se acercan los descuentos de inicio de año, sin duda las más importantes del año, cuya imagen representativa – recogida en estas fechas por todas las televisiones- es la multitud de clientes que se lanzan a obtener la gran ocasi’on nada mas abrir la entrada de las grandes tiendas.

Los descuentos alegran a todos. A los dueños de estos negocios, porque esperan comercializar productos por mucho dinero y al cliente, porque puede lograr un ahorro entre un 10 y un 25% sobre el costo corriente. En algunas circunstancias, la disminución del precio puede alcanzar incluso al 70%.

Y aún cuando esta época de descuentos con la que comienza el 2011 es la que origina la mayor explosión de adqusisciones, en verdad se suele hablar de descuentos en cualquier mes del año.

Como refiere «La Ley de Comercio Minorista», cada comerciante determina en que momento comienzan y finalizan las rebajas. Siempre dentro de las fechas que fijan las autoridades. La legislación establece que los descuentos deben extenderse como mínimo durante una semana y terminarse, como máximo, pasados dos meses.

La normativa que regula la extensión de los descuentos, establece que solamente podrán haber en 2 épocas anuales, una a comienzo de año y la segunda en los meses de canícula. Adicionalmente de estos criterios generales, las Comunidades Autónomas tienen la potestad para determinar las fechas de principio y fin de las ofertas.

Actualmente y por razones de competencia comercial o criterios de marketing, una gran cantidad de almacenes hacen ofertas especiales fuera de los periodos reguladas.

En esta temporada, los comerciantes, hacen papilla los costos para salir de los mercancías que no se han vendido durante la época corriente de ventas; y los clientes, comprando artículos necesarias y productos que no lo son tanto, pero que clasifican como ganga.

Pierre Cardin. Trousers by tskno

En las liquidaciones se vende de todo: desde vestuario normal, de baño, calzado, complementos y entretenimiento, hasta deportivo y mercancías que no dependen de la moda, como artefactos para la casa, moda hogar, menaje, moblaje o equipos electricos para el hogar.

Los productos más rebajados son, mayormente, los de vestuario y zapatos. En las liquidaciones destinadas a los más pequeños puede hallar de cualquier clase de cosa. Para un niño de 8 años puede economizar aproximadamente un 10 y un 20% sobre el importe corriente. Los vestidos para damas se rebaja significativamente, frecuentemente hasta un 50%.

Recomendaciones para comprar en rebajas

En liquidación no todo son chollos, se debe saber selccionar y comparar para conseguir los mejores rebajas sin sin disminuir la calidad.

Un problema que ocurre frecuentemente cuando comienzan las ofertas, es que los grandes establecimientos ofertan a la venta artículos fabricados exclusivamente para esa oportunidad y que resultan, irremediablemente, de más mala calidad y en ocasiones están inclusive datados.

Para que no le den “gato por liebre”, las agrupaciones de consumidores y los organismos de gobierno proponen las siguientes recomendaciones prácticas:

Compre razonablemente: Haga una lista de prioridades. Si puede, vaya a los almacenes antes de empezar las liquidaciones, seleccione las mercancías de su interés, confirme su calidad y anote el importe. Como establece la Ley de Ordenación del Comercio Minorista, los productos con descuento están obligados a haber situados en la oferta habitual de venta del establecimiento como mínimo durante un mes. Los descuentos sólo son aplicables a la mercadería de temporada.

No confunda las rebajas: Otra cosa son los restos (aquellos productos que carecen de su valor original en el mercado por roturas ) y la liquidación (para llevar a cero el inventario de determinados artículos). Ambas operaciones deben constar de forma obvia y concreta, inclusive mostrando el motivo de la rebaja.

Escoja las tiendas: Siempre esos que le ofrezcan más concesiones para los reemplazos. Lleve el recibo para que le devuelvan el importe de su compra.

Chequear que los artículos puestos a la venta en descuentos son los mismos que los de temporada manteniendo la misma calidad.

El periodo de liquidación es la mejor oportunidad para hacernos de artículos de calidad con menos gasto, pero cuidado, vaya prevenido.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría el por .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.