Llega otoño: ideas para una tarde genial sin salir de casa

El verano (aunque nos duela) se va despidiendo de nosotros en forma de días cada vez más cortos, temperaturas más bajas y alguna que otra lluvia. Pero mientras vamos exprimiendo las horas de sol (que ahora son más escasas), muchos ya empezamos a pensar en las maravillas del otoño. En las tardes tranquilas en casa, mientras la lluvia salpica los cristales, o en ir sacando el pijama largo y la manta del armario para esas tardes de sofá tan gustosas. Por eso, en este artículo os proponemos algunos planes caseros para pasarlo en grande estos días de otoño que se avecinan (tanto que casi olvidarás que el verano existió alguna vez):

-. Ponte a tejer: sí, como lo oyes. Una tranquila tarde de otoño en casa puede ser el momento perfecto para iniciarte en el mundo de la lana y las agujas. Hazte con un kit de crochet como los que ofrece la web Misskits y podrás crear desde cero un original bolso (bandolera o clutch), un jersey o un conjunto de bufanda y gorro que te irá genial a medida que se acerque el frío. Te sorprenderá la originalidad y la variedad de creaciones que puedes realizar sólo con lana y agujas.  ¡Súmate al DIY!

dias de otoño

-. Juegos de Mesa: recuperar los juegos de mesa de toda la vida puede ser una excelente forma de pasar tiempo con la familia o los amigos, además de un plan muy económico para una tarde en casa. Desempolva tu parchís, tu tablero de damas o el Monopoly de tu infancia, añádele unos refrescos y unos aperitivos e invita a  cuanta más gente mejor. Diversión asegurada. Un truco: un simple parchís puede ser un juego de los más divertido si le ponéis nombres a las fichas (pueden ser los vuestros o los de personajes famosos, como actores, deportistas o cantantes). Os reiréis de lo lindo cuando George Clooney (en este caso, su ficha) mate a Cristiano Ronaldo, por decir algo.

-. Cine o maratón de series: la tarde de cine o el maratón de series es un clásico de las tardes de otoño-invierno en casa que nunca falla, sobretodo si va acompañado del binomio sofá+manta y de unas buenas palomitas o chucherías varias. Sin embargo, puedes darle un toque diferente preparando, por ejemplo, palomitas de colores o palomitas con caramelo. Eso sí, el lunes no te saltes tu cita con el gimnasio.

-. Cena temática: otro plan para esos días en que no apetece salir pero tienes ganas de algo distinto es organizar una cena o una merienda temática. Por ejemplo, puedes montarte una noche mejicana comprando una cervezas estilo Coronita, y preparando unos nachos con guacamole y unos tacos o burritos (en el supermercado encontrarás kits con todo lo necesario). Si, además, consigues unos enormes sombreros mejicanos para los comensales, la diversión está asegurada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *