Consejos para maquillarse en Halloween

En fiestas como Halloween siempre está bien ser originales. Es por eso que muchas personas optan por crear su propio atuendo para la cita, acompañado, como no podía ser de otra manera, de un maquillaje que de auténtico terror.

Algo que ya no necesita prácticamente de profesionales. Con algo de maña y con un buen tutorial online podemos disfrazarnos de muertos vivientes, con pocos recursos y con ganas de pasarlo bien. Eso es maquillarse para Halloween, una excusa para ponerse feo y disfrutar de ello con una sonrisa macabra.

Chica maquillada para Halloween
© different_nata – Fotolia.com

Efectos especiales

Se trata de una fiesta que está consiguiendo una buena acogida en España en los últimos años. Por eso, cada vez existen más tiendas donde adquirir productos que nos sirvan para elaborar nuestro disfraz de la forma más personalizada posible.

El maquillaje resulta clave. Parte de ello lo encontraremos en tiendas especializadas en caracterización. Allí podemos comprar carne artificial para colocar directamente sobre la piel o papel pegado con cola que sirva para realizar nuestro maquillaje careta.

Precisamente eso, el papel, es la pieza clave que utilizan los maquilladores profesionales para elaborar disfraces de zombie. Uno de los personajes que nunca falta a la cita en Halloween. En Internet es muy sencillo localizar canales en los que nos explican como generar cicatrices o heridas abiertas en nuestro rostro a base de papel y barras de labios de colores rojo o negro.

Una alternativa económica para divertirse con amigos disfrazándose y maquillándose juntos para salir a conquistar la calle. Más aún después del éxito reciente que están tomando series como Walking Dead o la película Guerra Mundial Z, por lo que este año auguramos una gran masa zombie en las calles de toda España.

Peinados y vestuario

La parte del peinado suele ser en lo que menos tiempo gastamos a la hora de disfrazarnos para Halloween. Sin embargo, dependiendo del personaje que nos interese, deberemos apostar por una técnica más o menos cuidada al respecto.

Sobre el vestuario, algo similar. Habrá quien pueda reutilizar disfraces de años anteriores o incluso, ropa vieja o antigua que alguien tenga por casa. Con ello se pueden elaborar muchos atuendos de lo más siniestro sin necesidad de comprar un disfraz confeccionado al detalle en una tienda.

Opciones para todos los gustos, que no dejan de ser una mera excusa para pasarlo bien, disfrazados de cualquier tipo de monstruo que se nos ocurra, en compañía de nuestros amigos.

Posted in:
Articles by
Published: